Rosa Bartra debe renunciar a la Presidencia de la Comisión Lava Jato

El jueves pasado presenciamos el allanamiento de dos locales de Fuerza Popular por disposición de la Fiscalía. Gracias a programas periodísticos se ha podido confirmar que varios parlamentarios fujimoristas abandonaron sus labores en el Congreso para acudir en defensa de sus locales. Entre ellos destacan tres: Luz Salgado, Héctor Becerril y Rosa Bartra, quienes obstruyeron las funciones de los fiscales al intentar amedrentarlos, lo cual no puede pasarse por alto.

 

En el caso de la congresista Bartra, como ya lo habían expresado nuestros voceros en el Parlamento, ella debe retirarse de la presidencia de la Comisión Lava Jato pues no presenta garantías de imparcialidad y desconoce los límites de su función parlamentaria. Por eso sorprende que hoy, con dos votos en contra y una abstención del congresista Jorge Castro del Frente Amplio, se haya desacreditado el pedido de explicaciones sobre esta flagrante interferencia. Más aun cuando en mayo del 2015, por mayoría, el Pleno del Congreso de la República suspendió por 120 días al parlamentario Heriberto Benítez Rivas por interferir en el allanamiento que realizó el Ministerio Público al local conocido como ‘La Centralita’.

 

La Bancada del Nuevo Perú reitera su pedido de que la congresista Rosa Bartra renuncie a sus responsabilidades como presidenta e la Comisión Lava Jato y ratificamos también nuestro pedido para de que esta falta de los mencionados congresistas de Fuerza Popular sea visto en la Comisión de Ética del Congreso, a fin de que se establezcan las responsabilidades que haya a lugar.