¡Basta del abuso de exoneraciones tributarias!

El gobierno de Martin Vizcarra viene llevando a cabo un ajuste económico para enfrentar los problemas de recaudación tributaria del país. Así, empezó por reducir el gasto del Estado, y aprobó medidas de austeridad y recortes presupuestales. En estos últimos días ha aumentado el impuesto selectivo al consumo (ISC) al combustible (entre otros). Incluso su Ministro de Economía propuso imponer el Impuesto a la Renta a quienes, por tener un menor salario, se encuentran exonerados de este. 

 

Una vez más, ante problemas económicos, los gobernantes prefieren meter la mano al bolsillo de la ciudadanía, antes que hacer pagar a los grandazos que mantienen exoneraciones tributarias que han alcanzado 16 mil millones de soles anuales y muchas de ellas son producto de “lobbies” empresariales. Así, este gobierno y la mayoría fujimorista en el Congreso, pretenden mantener los privilegios tributarios que tienen grandes empresas de agroexportación, minería, universidades, banca, etc., empresas que están ligadas a los miembros de sus partidos como es el caso de José Chlimper, director de la agroexportadora Agrokasa, ex ministro de Agricultura de Fujimori, secretario general de Fuerza Popular y miembro actual del directorio del Banco Central de Reserva (BCR).

 

Denunciamos también otras graves situaciones por las cuales el Estado deja de recaudar, como es el caso de los litigios por deudas tributarias. Empresas como Buenaventura, Backus, Telefónica del Perú, Cerro Verde, etc., han encontrado en la judicialización una trampa para no pagar tributos. Asimismo tenemos las devoluciones tributarias a las cuales las mineras se han acogido y por las cuales se les devolvió el año pasado nada menos que 6,000 mil millones de soles y que este gobierno pretende ampliar con el pedido de delegación de facultades.

Ante esta situación la ciudadanía ha empezado a manifestarse rechazando el gasolinazo. Este último jueves, Cusco realizó un contundente paro y, en los próximos días, la protesta popular continuará en otras ciudades. Una vez más, organizándonos y movilizándonos tendremos que hacer retroceder al gobierno para que deje sin efecto el ISC al combustible que afecta la economía de los que menos tienen. Las fuerzas populares y políticas del país, debemos exigir que se revisen y eliminen las exoneraciones tributarias abusivas, las devoluciones tributarias y se combata efectivamente la evasión y la elusión. Necesitamos recuperar esos miles de millones para reinvertirlos en salud, educación y diversificación productiva para la generación de empleo.

 

29 de mayo

MOVIMIENTO NUEVO PERÚ