Autor: Movimiento Nuevo Perú

Nuevo Perú presentó propuestas para una nueva minería

Esta mañana la lideresa del Nuevo Perú, Verónika Mendoza, junto a representantes de su equipo de programa, ofrecieron una conferencia de prensa para presentar las propuestas de su organización para una nueva minería. En su intervención, Mendoza destacó que el Estado peruano ha renunciado a garantizar la soberanía sobre nuestros recursos y nuestro territorio.

En la conferencia, en la que también participaron el economista José de Echave, la abogada Ruth Luque y los congresistas Richard Arce, Edgar Ochoa, Oracio Pacori, Tania Pariona y Manuel Dammert, Verónika afirmó que “Todo está en manos de grandes transnacionales que hacen y deshacen según sus intereses particulares. El Estado ha renunciado a poner orden y fiscalizar. Esto tiene que cambiar”. En esa línea exigió al presidente Martín Vizcarra que cumpla con el compromiso asumido con Cotabambas para implementar un plan integral de desarrollo de la región. Sobre el conflicto en Las Bambas, Mendoza destacó que la carretera en la zona debe ser financiada por la mina, no por el Estado. “El gobierno pretende que todos los peruanos paguemos por la carretera cuando la empresa minera es la que se va a beneficiar principalmente de esa carretera. Es la empresa la que debe correr con ese gasto”.

José de Echave recalcó que el Perú, así como productor de oro, plata y cobre, se ha vuelto también “uno de los principales productores de conflictos sociales del mundo” y que para cambiar esa situación es importante impulsar reformas de fondo en el tratamiento de la minería en nuestro país y su relación con el medio ambiente y las comunidades. Recordó que una de las principales razones del conflicto son los sucesivos “cambios inconsultos” a los Estudios de Impacto Ambiental, varios de ellos recurriendo a simples “Informes Técnicos Sustentarios” que se hacen en 15 días y sin consulta. Por ello planteó la eliminación de los ITS para que cualquier cambio en proyectos de inversión sea evaluado con rigurosidad y con mecanismos de participación ciudadana.

A su turno, la abogada Ruth Luque alertó del uso constante de la declaratoria de Estado de Emergencia como respuesta a los conflictos sociales. Además, recordó que se usan tipos penales imprecisos con el objetivo de criminalizar a quienes protestan. Por último, planteó que se anulen y prohíban los convenios entre empresas mineras y la Policía nacional porque le quitan imparcialidad y legitimidad a la Policía, por eso la gente los llama “guachimanes de la mina”.

Las propuestas del Nuevo Perú fueron presentadas en el documento “Nuevas Reglas para una Nueva Minería”, que ya se encuentra disponible en la web.

Lee la propuesta “Nuevas reglas para una nueva minería” completa aquí.

Nuevo Perú votó contra el continuismo de un modelo de gobierno de espaldas a la gente

La bancada Nuevo Perú decidió negarle el voto de confianza al gabinete liderado por Salvador del Solar. Tomamos esa decisión al considerar que el mensaje del nuevo premier no garantiza cambio alguno en la política que implementa el gobierno, en la que prima el deseo de favorecer a los grandes intereses económicos mientras le dan la espalda a la gente.

El mensaje del premier no contempla ninguna intención de cambio en la relación del gobierno, nuestras comunidades y las empresas mineras, tampoco en la forma de prevenir y resolver los conflictos sociales, a los que se seguirá respondiendo con criminalización. Ni una palabra sobre la urgente reforma tributaria que termine con las millonarias exoneraciones a grandes empresas. Nada sobre la derogatoria de la Política de Competitividad y Productividad que atenta contra los derechos de las trabajadoras y los trabajadores peruanos.

Aunque el mensaje del premier no nos genera confianza, esperamos que el Ejecutivo se ponga del lado correcto e impulse las reformas que nuestro país necesita para lograr una economía diversificada, un sistema judicial realmente justo, una política reformada y un Estado al servicio de la gente, no de la CONFIEP y los grandes capitales. Mientras eso no ocurra seguiremos firmes resistiendo al lado de la gente.

EL PERÚ POR DELANTE. Diálogo plural y democrático para refundar el país

Desde el Nuevo Perú consideramos que estamos hoy ante una oportunidad histórica de refundar el país sobre la base de valores profundamente democráticos y de nuevas reglas de juego que pongan un freno a la corrupción generalizada y a la precarización de la vida.

Sin embargo, las mafias, los lobbies y los sectores conservadores antiderechos también pugnan por recuperar o ganar el control de nuestras instituciones y nuestras vidas. Requerimos desplegar los mayores esfuerzos desde las fuerzas democráticas del cambio para construir una mayoría política, social y ciudadana que pueda recuperar la democracia y la justicia para ponerlas al servicio de la gente.

Esto implica, en primer lugar, disposición al diálogo, incluso entre quienes tenemos matices o diferencias que deben ser abordadas en un debate político y en una perspectiva estratégica, poniendo al Perú por delante. El diálogo es la esencia de la democracia y en el Nuevo Perú siempre estaremos dispuestos a dialogar y debatir.

Consideramos que los esfuerzos de las izquierdas por abrir un diálogo político y programático sobre los cambios que nuestro país necesita son fundamentales y participaremos de éstos buscando aportar desde nuestra perspectiva democrática, solidaria, derechohumanista, igualitaria, feminista y ecologista. Por ello, asistiremos al Encuentro convocado para el 26 de enero en Huancayo.

Con la misma vocación democrática y con la voluntad de construir una articulación más amplia y transversal que constituya una alternativa de gobierno, seguiremos trabajando en la articulación político social que se reunirá en el Encuentro Nacional de los Pueblos el 16 de febrero en Lima, así como en diversos espacios de encuentro políticos, sociales y ciudadanos.

Seguiremos trabajando para acabar con la corrupción que nos roba recursos y oportunidades, para detener los intentos de los lobbies de reducirlo todo a mera mercancía y rematar nuestros recursos, para impedir que los conservadores nos quiten los derechos ganados, y para construir un nuevo pacto entre peruanos y peruanas sobre la base de la democracia, la soberanía, la justicia y la solidaridad que se exprese en una nueva Constitución para un nuevo Perú.

 

Movimiento Nuevo Perú

19 de enero del 2019

Gas peruano, barato y soberano

La visita de una delegación del Ministerio de Energía y Minas a Bolivia generó especulaciones sobre la posible importación de gas boliviano a nuestro país. Frente a ello queremos expresar que:

Desde el 2014 el “Gasoducto Sur Peruano” debería transportar gas desde el distrito de Las Malvinas (Megantoni, La Convención, Región Cusco) para suministrar de gas natural a la macro región sur del país. hasta la fecha el proyecto no se ha concretado. En diciembre de 2018, el actual Ministro de Energía y Minas señaló que en enero del 2019 tendríamos el nuevo trazo de la obra. Hasta ahora no existe mayor información al respecto y, lo que es más peligroso, se buscaría aprobar un trazo “más económico”, dejando de lado proyectos exigidos por el sur del país, como una planta petroquímica, la planta de fraccionamiento de Kepashiato, conexiones domiciliarias en distintos departamentos y la participación activa en el diseño y ejecución de estos proyectos.

Nuestro país cuenta con 13 trillones de pies cúbicos en reservas de gas natural y un potencial de 35 trillones. Bolivia, con reservas menores, exporta gas hace más de una década a Brasil y Argentina. Todo indica que también exportará gas a nuestro país . Los lobbies y la presión de los poderes fácticos han logrado que no exista un plan de masificación del gas que nos permita contar con este recurso peruano a precio asequible.

Frente a esta situación exigimos:

  1. Que el gobierno incluya a las regiones del Sur en el diseño y la elaboración de los proyectos de masificación del gas que aseguraran nuestra soberanía energética.
  2. Que el nuevo trazo del gasoducto sur peruano incluya el aprovisionamiento domiciliario de gas natural, la construcción de la planta de fraccionamiento de Kepashiato y la planta petroquímica en el sur del país.
  3. Que el presidente de la República, Martín Vizcarra, realice un evento para la presentación del nuevo trazo del gasoducto sur peruano en el Cusco ante las organizaciones civiles y gobiernos regionales y locales del sur del Perú.
  4. Que el gobernador regional del Cusco convoque a sus pares de Apurímac, Puno, Moquegua, Arequipa y otros, a estar alertas y vigilantes de que se respete lo exigido. La organización, la vigilancia ciudadana y la movilización constante son los únicos mecanismos que asegurarán que este gobierno responda clara y positivamente a las legítimas demandas de nuestra región.

La demanda del sur del país por gas peruano, barato y soberano no pueden seguir postergadas. Señor Vizcarra, cambiar las cosas está en sus manos. Si es su verdadero deseo luchar contra la corrupción, el sur lo está esperando.

 

Junto a las y los trabajadores contra las políticas anti-laborales de Vizcarra

El 31 de diciembre del 2018, aprovechando que los peruanos se preparaban para recibir el Año Nuevo, el Ejecutivo publicó la Política Nacional de Competitividad y Productividad (PNCP) Esto, pese a que el gobierno de Vizcarra asumió el compromiso con el Consejo Nacional del Trabajo de emprender un diálogo social antes de la aprobación de esta política.

En la PNCP el gobierno ha recogido los pedidos del gran empresariado que, no contento con las exoneraciones tributarias y los regímenes laborales especiales que le brinda el Estado, busca precarizar aún más el empleo formal para mejorar sus ganancias a costa de los trabajadores. Esta política busca minimizar el derecho a la estabilidad laboral restringiendo la posibilidad de reposición laboral y reduciendo el pago de indemnización ante despido arbitrario. Además, en la búsqueda de “reducir costos laborales” afectarías derechos ganados por los trabajadores como la CTS, gratificaciones, vacaciones, etc.

En el Nuevo Perú estamos convencidos de que es necesario impulsar la creación de empleo, pero eso no se logrará continuando con las políticas anti-laborales de  la dictadura fujimorista, cuyo legado es de fracaso y de informalidad laboral, sino reactivando la economía, anulando las millonarias exoneraciones tributarias a bancos y mineras, por ejemplo, reformando el sistema de contrataciones y de APPs que han permitido sobrevaloraciones corruptas por miles de millones de soles. Ese dinero que perdemos los peruanos debe recuperarse y ser invertido en la diversificación de la economía y en la promoción del empleo.

En vista de que este gobierno pretende aprovechar el respaldo popular obtenido a la lucha anti-corrupción, debemos alertar a la ciudadanía y continuar en la lucha. Nosotros, desde el Nuevo Perú lo haremos. Nos sumamos a la convocatoria de la CGTP, de la mano  de las organizaciones sindicales y sociales que han venido luchando contra la corrupción de los partidos, pero también de los empresarios que hicieron su “chanchita” para las campañas políticas electorales. Por eso nos movilizamos ese 15 de enero en todo el país para decirle a Vizcarra y a la CONFIEP que su paquetazo laboral y la política del peruano barato ¡NO PASARÁN!

Exigimos reconformación de todas las comisiones del Congreso y de la Mesa Directiva

Tras conocerse la decisión del fujimorismo de retirar la moción de censura en contra de Daniel Salaverry, nuestra bancada exigió la reconformación de todas las comisiones del Congreso de la República. En conferencia de prensa expresamos que la situación actual del fujimorismo también requiere la reconfiguración de las vicepresidencias de la Mesa Directiva.

Richard Arce, nuestro vocero, declaró en conferencia de prensa que estamos frente a una derrota del fujimorismo. “En vista de que no han alcanzado los votos, reculan en su posición de solicitar la remoción del presidente del Congreso”. Además, el congresista exigió que esta derrota se materialice en una reconfiguración de las comisiones y de la Mesa Directiva, que ya no debería contar con vicepresidentes fujimoristas. “El fujimorismo le interesan más sus intereses particulares por encima del interés nacional, que es lo que debería primar en este momento de crisis. Exigimos que se reconfigure la comisión permanente y cada una de las comisiones del Congreso”, dijo.

Además, el vocero del Nuevo Perú -que llevaba un lazo negro al igual que sus compañeros en señal de luto por el quinto feminicidio ocurrido en nuestro país en lo que va del año- consideró que es importante el reconocimiento de los dos nuevos grupos parlamentarios, pues esto ayudará a democratizar el Congreso. Según el congresista la otrora mayoritaria bancada fujimorista direccionó e instrumentalizó el Parlamento en función de sus intereses y eso debe acabar.

Presentamos nueva acusación constitucional contra Pedro Chávarry

Esta tarde el grupo parlamentario Nuevo Perú presentó una nueva acusación constitucional contra el Fiscal de la Nación, Pedro Chávarry. Esta vez, la acusación responde a la decisión de Chávarry de apartar de sus cargos a los fiscales José Domingo Pérez y Rafael Vela.

Según la acusación, Pedro Chávarry infringió los artículos 39, 41 y 43 de la Constitución del Perú, considerados por el Tribunal Constitucional como los artículos que garantizan la proscripción de la corrupción. Con la decisión anunciada por el Fiscal de la Nación el 31 de diciembre del 2018, Chávarry pretendió impedir la eficiente lucha contra la corrupción, por lo que merecería ser sancionado.

Esta denuncia contra Chávarry es la primera presentada por este motivo, pero la sexta en lista de espera de la Subcomisión de Acusaciones Constitucionales, cuyo presidente, Cesar Segura, se ha negado en reiteradas ocasiones a darles prioridad. Por ese motivo la bancada Nuevo Perú ha solicitado que la Junta de Portavoces acuerde la priorización de esas acusaciones, lo que obligaría a Segura a agendar su debate cuanto antes.

 

Logramos declaratoria de emergencia en regiones agrícolas afectadas por sequías y heladas

Los agricultores del ande sufren los impactos del cambio climático. En la campaña agrícola 2018-2019, Junín, Huancavelica, Ayacucho, Apurimac y Cusco sufren los estragos de la helada y la falta de agua. Por eso, los congresistas del Nuevo Perú exigieron al Ejecutivo que declare al agro nacional en Estado de Emergencia y tome las medidas necesarias para apoyar a los cientos de familias campesinas afectadas por este fenómeno.

Según los recientes informes del Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología del Perú SENAMHI, el Ministerio de Agricultura y Riego –MINAGRI- y el Instituto Nacional de Defensa Civil INDECI, se ha observado una inusitada carencia de precipitación pluvial (sequia), especialmente en el sector rural. Además se reporta un elevado nivel de radiación solar. Este fenómeno, aunado al estrés hídrico, ha causado que heladas afecten cultivos generando la pérdida de más de 23 mil hectáteas de cultivos, con una pérdida total de S/. 111 millones de soles.

Luego de las reuniones entre agricultiores y representantes del Ejecutivo, promovidas por los despachos de nuestras congresistas Katia Gilvonio y Tania Pariona, el viernes 21 se publicó en el Diario Oficial El Peruano el Decreto Supremo 125-2018 PCM que declara el Estado de Emergencia en algunas provincias de Ayacucho, Apurimac, Cusco, Junín y Huancavelica. Esto permitirá un apoyo directo del Estado a los agricultores afectados.

El pueblo habló y pide más cambios. 5 tareas urgentes posreferéndum

La importante participación ciudadana en el referéndum del 9 de diciembre es la afirmación de la soberanía popular como esencia de la democracia. El pueblo ha hablado y ha expresado su contundente rechazo a la mayoría parlamentaria y a una manera de hacer política autoritaria, lobista y corrupta. Este Parlamento, en la práctica, ha sido censurado por la gente.

 

La ciudadanía ha demandado, entonces, un cambio profundo encaminado a la recuperación de la justicia y la democracia para ponerlas al servicio del pueblo. Por ello, desde el Nuevo Perú ratificamos la necesidad de impulsar el diálogo y la movilización ciudadana para garantizar que los cambios se den y que se den a favor del pueblo.

 

Hoy, tras el referéndum, consideramos que éstas son las tareas urgentes:

 

  1. Garantizar que las investigaciones por corrupción lleguen hasta el final. Sabemos que los investigados seguirán buscando entorpecer la justicia, utilizando su mayoría en el Parlamento o a su fiscal de la Nación. Debemos estar vigilantes para impedir que esto ocurra.

 

  1. Garantizar que la Junta Nacional de Justicia aprobada en el referéndum se implemente con los más rigurosos criterios, con absoluta transparencia y garantizando la participación de las mujeres.

 

  1. Continuar la reforma política y renovar los partidos con cambios urgentes como la restricción de la inmunidad parlamentaria, las garantías de participación de las mujeres y los pueblos indígenas y nuevas reglas de juego para los partidos políticos. No basta con renovar las candidaturas, es necesario renovar los partidos o seguiremos teniendo representantes lobistas y corruptos.

 

  1. Impulsar más reformas anticorrupción para acabar con los lobbies. No podemos permitir que grandes empresas como Odebrecht, el Club de la construcción, mineras y petroleras sigan imponiendo leyes a medida, adendas infinitas a los contratos, sobrevaloraciones, exoneraciones tributarias y toda clase de beneficios económicos en perjuicio de la gente. No podemos seguir en este caos donde se impone el que más dinero tiene, necesitamos un Plan nacional de infraestructura y un nuevo sistema de contrataciones y APPs ordenado y transparente.
  2. Reactivar la economía y crear trabajo para la gente. En los últimos 3 años no se han creado empleos, pero hay cerca de un millón más de personas buscando trabajo. Recortar vacaciones o facilitar despidos como quiere la CONFIEP y el ministro de economía no es la solución, sólo reduciría el consumo y agravaría la crisis; lo que se necesita es reactivar la industria y la construcción aumentando la inversión pública, apoyando el agro reactivando el Agrobanco, poniendo en marcha el gasoducto del sur, eliminando las millonarias exoneraciones tributarias para invertir ese dinero en salud, educación, programas productivos, lucha contra la violencia hacia la mujer, etc.

 

Más allá de estos cambios urgentes, debemos seguir construyendo espacios de diálogo y trabajo conjunto con los diversos sectores y territorios del país, avanzando hacia un nuevo pacto entre los peruanos y peruanas consagrado en una nueva Constitución sobre la base de la soberanía, la justicia, la solidaridad y la democracia.

 

MOVIMIENTO NUEVO PERÚ

12 de diciembre 2018

Conoce a Katia Lucía Gilvonio, la nueva representante de Junín en el Congreso

La psicóloga Katia Lucía Gilvonio Condezo, de 30 años, recibió sus credenciales como congresista de la República por la región Junín la semana pasada. La nueva parlamentaria es accesitaria de la fallecida congresista Flor de María Gonzales Uriola, quien a su vez reemplazó al congresista Mario Canzio tras su muerte en el mes de setiembre.

 

Katia Lucía Gilvonio es hija del antropólogo y docente universitario José Manuel Gilvonio Pérez y la economista y activista de los derechos de la mujer, Norma Alejandrina Condezo Cerrón, ambos luchadores sociales muy reconocidos de la ciudad de Huancayo. Se inició en la política desde muy pequeña, siguiendo el ejemplo de sus padres e inspirada por uno de sus más grandes referentes, el líder de izquierda y varias veces congresista, Javier Diez Canseco.

 

Katia Lucía cursó estudios superiores en la Universidad Peruana de los Andes y en la Universidad Inca Garcilaso de la Vega, de donde se graduó de la carrera de Psicología. Hasta la semana pasada Katia desempeñaba se desempeñaba como psicóloga en el centro de salud de Aricapampa, provincia de Sánchez Carrión, departamento de la Libertad, una zona considerada de pobreza extrema.

 

Katia postuló con el número 3 en por la región Junín en la lista del Frente Amplio el 2016. Su campaña se caracterizó por aglutinar a colectivos juveniles, por la austeridad, pero también por la creatividad y el compañerismo. Todo esto logró posicionarla como una representante de la renovación política en su región, resultando como la tercera candidata más votada del FA en Junín.

 

Como congresista Katia Lucía Gilvonio quiere legislar en temas de acceso a la salud, derechos de los pueblos originarios y la defensa de las mujeres. Así, con el respaldo de su pueblo, espera contribuir a la construcción de un Perú más justo, con menos desigualdad y más oportunidades para todos y todas.