Etiqueta: fronteras

Ante la migración venezolana: Solidaridad y responsabilidad

Los últimos meses, debido a la grave crisis política, social y económica que atraviesa Venezuela, se ha acrecentado considerablemente el flujo de migrantes al Perú. A la fecha, cerca de cuatrocientos mil venezolanos y venezolanas han llegado a Lima y diversas ciudades del país. Se trata en su mayoría de pueblo trabajador que, más allá de cualquier consideración política, busca mejorar sus condiciones de vida y las de sus familias. Por ello, rechazamos las expresiones de xenofobia que buscan estigmatizar a los migrantes. Es la hora de la solidaridad y no del odio entre pueblos hermanos.

 

Sin embargo, el actual contexto de precarización laboral y desempleo en el Perú, ocasionado por políticas económicas neoliberales aplicadas por los últimos gobiernos, hace que buena parte de la ciudadanía, y especialmente los sectores que tienen que trabajar en condiciones laborales precarias, sienta ya el impacto de este contingente migratorio que ocupa puestos de trabajo y que, por su crítica situación, muchas veces está dispuesto a aceptar remuneraciones más bajas y condiciones que precarizan aún más la oferta laboral.

 

Se nos presenta, entonces, un nuevo desafío de convivencia que debemos asumir con responsabilidad. Le corresponde al Estado evitar escenarios de tensión social, tomando las medidas necesarias como por ejemplo:

 

  • Promover un acuerdo internacional para que la respuesta a la migración venezolana sea compartida de manera equitativa entre los países de la región. No puede ser que algunos países pongan restricciones y otros no, o que los EEUU, por ejemplo, que tienen una riqueza acumulada 185 veces mayor que la del Perú, acepten menos inmigrantes.
  • Implementar un conjunto de medidas económicas que permitan la generación de empleo en sectores como el agro, servicios y turismo.
  • Fiscalizar a las empresas que, aprovechando el ingreso de migrantes, bajan los salarios y precarizan aún más las condiciones de empleo de los trabajadores y trabajadoras.
  • Combatir a las mafias que lucran con la vulnerabilidad de las personas migrantes para beneficiarse del trabajo forzado y cometer delitos como la trata de personas y el abuso sexual.
  • Rechazar cualquier brote de xenofobia que aliente discursos de odio.

 

Al pueblo peruano, nos toca ser solidarios con los migrantes y con los peruanos que sufren la precarización laboral, y continuar organizándonos para lograr los cambios que el Perú necesita. Es momento de persistir en la lucha contra los corruptos e impulsar un nuevo pacto entre peruanos, una nueva Constitución que contemple un nuevo modelo económico a favor de las mayorías que garantice empleos productivos de calidad y asegure derechos sociales para todos y todas.

 

Movimiento Nuevo Perú

Lima, 29 de agosto del 2018